Asuntos Públicos – Del Foro Boca y lengua se come un plato

Eduardo Coronel Chiu

Del Foro Boca y lengua se come un plato

Exhibido por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) en el sobrecosto sin justificación de la construcción, equipamiento e instalaciones de la sala de conciertos Foro Boca, así como otros incumplimientos legales en los contratos que suscribió en ese proyecto como presidente municipal de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez no consigue borrar el informe público de fiscalización que refiere sus excesos y deficiencias en la planeación y control de obras públicas.
Forzado a declarar sobre el tema cuando acudió en su calidad de “hijo” a treparse en la publicidad gubernamental paterna en su favor por encima de las prohibiciones de la inter campaña electoral, en la inauguración del hoy llamado Hospital Infantil –antes Torre Pediátrica–, Yunes Márquez pretendió salir del paso con explicaciones ajenas a las reglas para la administración de los recursos federales.
Alegó que la obra ahí estaba y que el costo final era el proyectado, sólo que lo había programado por anualidades, un argumento ineficaz para la Auditoría Superior de la Federación que le observó al revisar el estudio de costo-beneficio que había disparado sin justificación normativa el importe; de 130 millones de pesos del proyecto original lo elevaron hasta 323.5 millones de pesos, lo que representó 248.9% del monto inicialmente considerado. Además le observaron diversas anomalías en los contratos de obra, ya que modificó plazos y montos, y realizó pagos de conceptos no previstos en el catálogo original.
En su defensa banquetera invocó también Yunes Márquez las motivaciones del contexto electoral; si bien los señalamientos periodísticos que se le han hecho con la difusión amplificada del citado informe de auditoría son más noticia debido a que es candidato a gobernador del PAN-PRD-MC y está sometido al escrutinio público, el informe no es una invención de los medios. Lo cierto es que a juicio de la ASF, pese a la información rendida para aclarar las observaciones detectadas en el curso de la auditoría, se determinó que la observación persiste, es decir, el ayuntamiento que presidió Yunes Márquez no pudo convencer a la ASF de que no habían incurrido en violaciones a las leyes y normas federales aplicables.
Lo que sí fue una verdadera tontería fue decir que a “los boqueños” no les había costado nada la obra, pues la inversión se hizo con recursos federales, como si hubieran caído del cielo y no ser producto de las contribuciones fiscales de la población –obtenidos por tráfico partidista en el fondo de los moches– y esos recursos gastados con derroche no hicieran falta para atender necesidades sociales prioritarias.
Disposiciones jurídicas y normativas incumplidas
El informe de la ASF puede consultarse en su página de internet, correspondiente a la tercera entrega del ejercicio 2016. El del Foro Boca se le identifica como Auditoría de Inversiones Físicas 16-D-30028-04-1813. Construcción y Equipamiento e instalaciones de la Sala de Conciertos Foro Boca en el municipio de Boca del Río, en el estado de Veracruz.
En sus apéndices, el segundo apartado detalla que en el desarrollo de la auditoría se determinaron incumplimientos de las leyes, reglamentos y disposiciones normativas que se mencionan, citando el reglamento de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria (artículo 66, fracciones I y III, relativo a los pagos efectuados); la Ley de Obras Públicas y Servicios relacionados con las mismas (artículo 59), por los excesos en plazos y montos contractuales (no debían rebasar el 25% ¡y se fueron a 248.9%!). Además de infringir el reglamento de la ley antes citada y los lineamientos para la elaboración y presentación de los análisis de costo y beneficio de los programas y proyectos de inversión.
Vistas todas las anomalías observadas por la ASF, las conclusiones no dejan de ser benévolas, no ahondan en los posibles arreglos con los contratistas para subirles las asignaciones y pagos, tampoco en el periodo de suspensión de la obra por más de un año.
La empresa constructora de la familia
No será una mera coincidencia que la principal empresa constructora contratada por Miguel Ángel Yunes Márquez para el suntuoso capricho de la sala de conciertos del Foro Boca –para 900 personas–, Ingeniería y Desarrollo Arquitectónico SA de CV, representada por Ricardo Bonoso, sea la misma a la que su padre el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares adjudicó de manera directa la terminación de la obra del hospital infantil en Veracruz, recién inaugurada, por un monto de 137 millones 311 mil pesos. Comparten los socios.